¿Te ha llamado la atención el título del post verdad?  esa era la intención, porque hoy vengo a explicarte algunos riesgos que tienen los bebés y niños muy pequeños con la denominada caries del biberón.

Como cualquier tipo de caries, la denominada caries del biberón es la desmineralización de la superficie del diente ocasionada por las bacterias que se quedan en los dientes después de comer.

caries del biberón

Los niños que se quedan dormidos con el biberón o con la taza con boquilla con zumo o leche, son más propensos a sufrirla, y es por los líquidos que se utilizan en el biberón o taza, por lo que recibe la denominación «del biberón».

Ojo, los bebés que toman lactancia materna también pueden sufrirlo si como todo, no hay una higiene dental después de cada toma.

caries del biberón

La caries del biberón además, es muy rápida actuando ya que los dientecitos de los niños son muy «finitos» y las bacterias de la caries, no perdonan.

 

¿Qué dientes suelen ser los más afectados?

Los cuatro dientes frontales superiores (incisivos) y las muelas de arriba y abajo (superior e inferior), y empieza con una leve mancha blanca que se va ampliando por el diente y cambiando de color a un amarillo. Si no se trata a tiempo, puede llegar a romperse el diente, producir gangrena e infecciones en el niño en forma de flemones.

 ¿Cómo prevenirlo?

  •  Limpiar encías  después de las comidas con una gasa humedecida o con un dedal de silicona especial para bebés, de venta en farmacias.
  • A partir de que le salga el primer diente, enseñarle a usar el cepillo de dientes.
  • El hilo dental pueden aprender a utilizarlo cuando le salgan todos los dientes de leche.
  • No mojarle el chupete en nada dulce.
  • No dejarle que se duerma con el biberón en la boca o la taza con boquilla.
  • Fomentarle los hábitos de higiene desde pequeños.
  • Visitar al dentista en cuanto tengan dientecitos y acudir a revisiones anuales.

Tratamientos

Dependiendo del daño ocasionado en los dientes, el odontólogo valorará si con un empaste es suficiente o si el nervio está afectado, hacer una pulpotomía para vaciar la pulpa del diente y taparlo con empaste o una funda.

Ahora, con ésta información, valora si merece la pena emplear 2 minutos a la higiene dental de tus peques…

¿Utilizas la gasa o dedal para las encías?, ¿ofreces biberones o la taza con boquilla a tu peque con bebidas azucaradas? confiesa…