Y que grima da oírlo ¿verdad?. Cuando un niño rechina los dientes lo primero que oirás decir si preguntas es que tiene lombrices. Ojo, no es una leyenda urbana, puede tener algo de razón y ahora te explico por qué.

rechina los dientes

 

Primero expliquemos cuando rechinan los dientes:

Puede darse tanto de noche (que es lo más habitual), o cuando más nos damos cuenta los padres, o de día y hay diferentes formas de rechinar:

  • Apretando (denominada céntrica y típica del día)
  • Rechinando los dientes ( excéntrico o frotamiento de los dientes y suele darse tanto de día como de noche)

A este proceso se le denomina bruxismo y aunque no lo creas afecta a entre un 10 a un 20% de la población, incluido niños y adultos.

Pero te interesa saber por qué rechina los dientes, cuál es el motivo y cómo corregirlo. Vayamos por partes.

Mi hijo rechina los dientes

Causas del bruxismo

Te lo voy a resumir en pocas palabras: tensión y/o estrés.

  • Aunque no lo creas, un niño que es nervioso, muy activo, por la noche aunque tu le veas apaciblemente durmiendo, su cerebro está dándole caña a todo lo que ha vivido durante el día, y la tensión acumulada se transforma en ese movimiento de dientes que parece que se van a partir. Pero no temas que no va a suceder.
  • Te decía antes sobre la leyenda urbana de las lombrices, pues bien, tener lombrices en el ano provoca malestar, tensión, irritabilidad y por ello puede ser otra causa de bruxismo. Por lo tanto si al niño le duele o le pica el culete, al médico, ya que habrá que tratar a esos parásitos molestos.
  • Otra causa del rechinar de dientes puede ser una mal posición dentaria, es decir, en palabras que se entiendan, que puede tener los dientes mal colocados, le choquen y el niño mueva la mandíbula porque no está cómodo.

Más motivos:

  • Le están saliendo dientes nuevos (irritabilidad)
  • Le gusta cómo suena y es un juego para él. En estos casos, hasta los 3 años se consideraría normal este «juego», pero si ves que puede ser algo más, soy partidaria de llevarle al dentista para que le eche un vistazo, que no cuesta nada, y salís de dudas.
  • Otras causas a las que deberás prestar atención son los dolores de cabeza y/o oídos. Si nota molestias o crees que ésta puede ser la causa, al pediatra.

Como verás motivos para rechinar los dientes hay unos cuantos, aunque como decía, van todos ligados a la tensión emocional, al estres, al nerviosismo del niño, etc.

Cómo corregirlo

Como decía, no hay mayor molestia en el niño más allá del sonido que emite, que nos desagrada y que pensamos que puede dañar sus dientes. Hasta los 3 años más o menos, es normal o puede considerarse dentro de la normalidad rechinar lo dientes (excepto en que notemos otro aspecto físico a tratar), y será el dentista el que determine el grado de «daño» que sufren los dientes y recomendará o no, una férula de descarga que es como una funda de plástico que actúa como una protección en los dientes.

Cómo actuar cuando rechina los dientes

De repente es de día y le oyes rechinar los dientes, observale, ¿está jugando con el ruido?, pues entonces ignóralo. Si el niño ve que capta vuestra atención con el rechinar, posiblemente lo utilice a menudo para ello, asi es que por mucha grima que de, ignora el ruido. Nada de castigos ni de avergonzarle delante de nadie diciendo que rechina los dientes.

Además si ocurre por la noche, menos aún, el niño lo hace inconscientemente y de nada sirve decírselo. Observa durante el día si estuvo muy nervioso, si está pasando algún proceso de estrés por alguna situación especial o si pasa mucho tiempo delante de la tv o de los videojuegos en el caso de niños más mayores o como decía antes, si tiene otras molestias físicas.

Ante todo, si tenéis dudas, si queréis quedaros tranquilos y descartar cualquier tipo de problema, acudir a un odontopediatra. Os informará de todo y os quedaréis más tranquilos.

¿Tu hijo rechinaba los dientes? cuéntame tu experiencia.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Compártelo por las redes sociales. Gracias